12.7.09

LA VIOLENCIA TANTO DEL DOLOR COMO DE LA ALEGRIA

Je qui suis… soi-même comme un autre

Actor Rey


[…] El propósito no es sino el esclavo de la memoria,
De violento nacimiento pero poca validez,
Que ahora, inmadura la fruta, firme queda al árbol,
Pero cae sin ser sacudida cuando están maduras.
Muy necesario es que olvidemos
Pagarnos a nosotros mismos lo que nos es debido.
Lo que a nosotros mismos en la pasión proponemos,
Acabada la pasión, el propósito lo pierde.
La violencia tanto del dolor como de la alegría
Sus propias ejecuciones consigo mismas destruyen.
Donde la alegría más festeja, más se lamenta el dolor;
El dolor se alegra, la alegría pena, por un leve accidente.
Este mundo no es para siempre y no es extraño
Que también nuestros amores con nuestras fortunas
[cambien,
Pues es una cuestión que todavía tenemos que probar
Si el amor guía a la fortuna, o la fortuna al amor.
[...]Pero conviene terminar por donde empecé,
Nuestras voluntades y nuestros sinos corren tan
[contrarios,
Que nuestros planes son derribados:
Nuestros pensamientos, son nuestros, sus finales nada
[tienen de nuestros […].


***


Player King


[…] Purpose is but the slave to memory,
Of violent birth, but poor validity;
Which now, like fruit unripe, sticks on the tree;
But fall, unshaken, when they mellow be.
Most necessary 'tis that we forget
To pay ourselves what to ourselves is debt:
What to ourselves in passion we propose,
The passion ending, doth the purpose lose.
The violence of either grief or joy
Their own enactures with themselves destroy:
Where joy most revels, grief doth most lament;
Grief joys, joy grieves, on slender accident.
This world is not for aye, nor 'tis not strange
That even our loves should with our fortunes change;
For 'tis a question left us yet to prove,
Whether love lead fortune, or else fortune love.
[...]
But, orderly to end where I begun,
Our wills and fates do so contrary run
That our devices still are overthrown;
Our thoughts are ours, their ends none of our own […].


:: The Tragedy of Hamlet, Prince of Denmarke (Hamlet), Acto III, Escena ii, 183-209, de William Shakespeare (1509-1601).-
:: Imagen: Hamlet et Horatio au cimetière, óleo sobre tela, de Eugène Delacroix (1839).-