21.12.12

INVISIBLE




Más que la verdad
esto es el lugar
es invisible
ya la sombra
muy lejos
la voz de una anciana
se fijó en las puntas
en este presente absoluto

hombre sentado al borde
gris
se ve a sí mismo
la lengua
muramosnós
sorbe
la posibilidad

perfiles adivinados
del agua solamente
superficies negras
tan deliberados disfraces
a los labios

el puente que cruzaba
oyes
única flor sin tallo
la lectura como naturaleza
su idea de la construcción
que la noche no

dédalo del extremo
días de silencio
a ti me lleva
grave y perfecta

de exactitud
el idioma de Chakespeare
gargantas de sirenas
el juguete de su furor
el amor de una rata

del vacío revelado
circunstancia del agua
a través de la traición
dadaísmo secular

retorcer el espíritu
el sueño inventa
diseño días de sueño
quietud
repentina penumbra azul.-

:: Especie de cadáver exquisito con los títulos de las entradas de este blog.-
:: Óleo de Fernand Leger (1912-1913).-

20.12.12

MÁS QUE LA VERDAD



Maestro del mundo y de sí mismo,
por el conocimiento llegó a esto o
llegará. Su mente presenta el mundo
y en su mente el mundo da vueltas y revueltas.
Las revoluciones por el día y por la noche,
por espacios salvajes de otros soles y lunas,
en torno al verano y angulares inviernos y vientos,
van a la par de otras revoluciones
en las que el mundo gira y gira en redondo
en las atmósferas cristalinas de la mente,
comedias de la luz, tragedias de lo oscuro,
como cosas producidas por un clima, el mundo
gira en redondo en los climas de la mente
y da sus floraisons de imaginería.

La mente renueva el mundo en un verso,
un pasaje de música, un parágrafo
de un filósofo en lo cierto: renueva
y posee, por sincera perspicacia y acierto
en el Juan-engendró-a-Jacob de lo que conocemos,
los vuelos por el espacio, cambiando habitudes.

En las generaciones del pensamiento, hijos y herederos
del hombre son poderes de la mente,
su solo testamento y patrimonio.
El no tiene ninguna cosa más que la verdad para dejar.
¿Cómo será entonces la mente menos que libre
si solo conociendo se es libre?.-

 * * *
Master of the world and of himself, / He came to this by knowledge or / Will come. His mind presents the world / And in his mind the world revolves. / The revolutions through day and night, / Through wild spaces of other suns and moons, / Round summer and angular winter and winds, / Are matched by other revolutions / In which the world goes round and round / In the crystal atmospheres of the mind, / Light’s comedies, dark’s tragedies, / Like things produced by a climate, the world / Goes round in the climates of the mind / And bears its floraisons of imagery. // The mind renews the world in a verse, / A passage of music, a paragraph / By a right philosopher: renews / And possesses by sincere insight / In the John-begat-Jacob of what we know, / The flights through space, changing habitudes. // In the generations of thought, man’s sons // And heirs are powers of the mind, His only testament and estate. / He has nothing but the truth to leave. / How then shall the mind be less than free / Since only to know is to be free?.-

:: VI de The Sail of Ulysses [La vela de Ulises] de Wallace Stevens (1950-55).-
:: Ulysses deriding Polyphemus- Homer's Odyssey, óleo de Joseph Mallord William Turner (1829).-

18.12.12

ESTO ES EL LUGAR

La rata deviene en moneda de curso legal.-
Z. W.


Demasiado viejo para llevar las armas y luchar como los otros-

fui designado como un favor para el mediocre papel de cronista
registro -sin saber para quién- los acontecimientos del asedio

debo ser exacto mas no sé cuándo comenzó la invasión
hace doscientos años en diciembre septiembre quizá ayer al amanecer
todos padecen aquí del deterioro de la noción del tiempo

nos quedó sólo el lugar el apego al lugar
aún poseemos las ruinas de los templos los espectros de jardines y casas
si perdemos nuestras ruinas nada nos quedará

escribo tal como sé en el ritmo de semanas inconclusas
lunes: almacenes vacíos la rata deviene en moneda de curso legal
martes: alcalde asesinado por agentes desconocidos
miércoles: conversaciones sobre el armisticio el enemigo confinó a los legados
                       ignoramos dónde se encuentran esto es el lugar de su suplicio
jueves: tras una turbulenta asamblea se rechaza por mayoría de votos
                la propuesta de los comerciantes de especias de rendición incondicional
viernes: comienza la peste
sábado: se ha suicidado un desconocido inflexible defensor
domingo: no hay agua
                 rechazamos
un ataque en la puerta este llamada Puerta de la Alianza

lo sé todo esto es monótono a nadie puede conmover

evito comentarios las emociones mantengo a raya escribo sobre hechos
aparentemente sólo ellos son valorados en los mercados foráneos
pero con cierto orgullo deseo informar al mundo
que gracias a la guerra hemos criado una nueva variedad de niños
a nuestros niños no les gustan los cuentos juegan a matar
despiertos y dormidos sueñan con la sopa el pan los huesos
exactamente como los perros y los gatos

al atardecer me gusta deambular por los confines de la Ciudad
a lo largo de las fronteras de nuestra libertad incierta
miro desde lo alto el hormigueo de los ejércitos sus luces
escucho el tronar de los tambores los alaridos bárbaros
en verdad es inconcebible que la Ciudad todavía se defienda

el asedio continúa los enemigos deben ser reemplazados
nada les une excepto el anhelo de nuestra destrucción
godos tártaros suecos huestes del César regimientos de la Transfiguración del Señor
quién los enumerará
los colores de los estandartes cambian como el bosque en el horizonte
desde el delicado amarillo de aves en primavera a través del
verde del rojo hasta el negro invernal

así al atardecer liberado de los hechos puedo pensar
en asuntos antiguos lejanos por ejemplo en nuestros
aliados de ultramar lo sé su compasión es sincera
envían harinas sacos de ánimo grasa y buenos consejos
ignoran incluso que nos traicionaron sus padres
nuestros ex-aliados desde los tiempos de la segunda Apocalipsis

sus hijos no tienen culpa merecen gratitud así que les estamos agradecidos
no sufrieron un asedio largo como una eternidad
a quienes alcanzó la desdicha están siempre solos
los defensores del Dalai-Lama kurdos montañeses afganos

ahora cuando escribo estas palabras los partidarios del pacto
conquistaron cierta ventaja sobre la fracción de los intransigentes
habituales las oscilaciones de ánimo los destinos aún se sopesan

los cementerios crecen disminuye el número de los defensores
pero la defensa perdura y perdurará hasta el final
y si cae la Ciudad y uno solo sobrevive
él portará consigo la Ciudad por los caminos del exilio
él será la Ciudad

miramos en el rostro del hambre el rostro del fuego el rostro de la muerte
y el peor de todos -el rostro de la traición
y sólo nuestro sueños no fueron humillados.-

:: Raport z oblężonego Miasta i inne wiersze [Informe desde la ciudad sitiada] de Zbigniew Herbert (1983).-
:: Imagen de Trent Parke.-

17.12.12

ES INVISIBLE


La rodea un bloque. El bloque es invisible porque es totalmente transparente. Tampoco restringe sus movimientos. ¿Es tal vez el bloque lo que separa Ser de Devenir? No lo sé, pues esto sucede en donde no hay palabras.
Por lo general, damos la cara a las palabras, de modo que podemos leerlas, hablarlas o pensarlas. Esto sucedía en algún lugar oblicuo al lenguaje, donde toda visión frontal del mismo era completamente imposible. Desde ese ángulo, vi que el lenguaje era delgado como el papel, y todas sus palabras estaban escorzadas, abreviadas, a fin de convertirse en un solo trazo vertical —I—, como un solo poste en un vasto paisaje.
La tarea consistía en desmantelar el bloque —desmontarlo y recogerlo pieza a pieza. Ella permitió que sucediera así—. No. Activa y Pasiva se han fundido. Digamos, pues: le sucedió con la mayor facilidad. Yo estaba con ella en lo que estaba (estábamos) haciendo.
Partimos de la cabeza y procedimos hacia abajo, hacia los pies. Cuando quedaba liberada del bloque, la parte corporal expuesta no cambiaba de aspecto. Sin embargo, sí había cambiado. Desactivaba todo comentario. Impedía cualquier respuesta que no fuera la aceptación. O, para decirlo de otra manera: más rápida que toda posible respuesta, la parte de cuerpo que quedaba expuesta afirmaba su propia aceptación.
Aunque todo se hacía con facilidad, la tarea resultaba fatigosa, al menos para mí. Cada vez que extraíamos una porción de bloque, yo volvía a mi propio cuerpo, a mi cama, contento de poder descansar un momento, hasta que extrajéramos la siguiente porción, o hasta la siguiente parte del sueño. ¿Era el acto de soñar sinónimo del acto de desmantelar el bloque?
Entonces sabía todas las respuestas. Donde no hay palabras, el conocimiento se adquiere mediante actos físicos y mediante el espacio a través del cual se realizan esos actos; por el hecho de permitirlo, el espacio confería sentido a cada acto y ya no era necesario otro sentido.
Cada vez que me sentía fatigado la abrazaba.
No sé en cuántas piezas se dividió el bloque. La tarea duró toda la noche.-

:: Bento’s Sketchbook [El cuaderno de Bento] de John Berger (2011)
:: ¿De dónde parte el impulso que lleva a dibujar algo? Dibujo de J.B.-

2.12.12

YA LA SOMBRA



Habría que hacer alguna vez, dijo aún, un catálogo de nuestras construcciones, en el que aparecieran por orden de tamaño, y entonces se comprendería enseguida que las que se situaban por debajo del tamaño normal de la arquitectura doméstica —las cabañas de campo, los refugios de ermitaño, la casita de vigilante de esclusas, el pabellón de hermosas pistas, el pabellón de los niños en el jardín—, eran las que nos ofrecían al menos un vislumbre de paz, mientras que de un edificio gigantesco como, por ejemplo, el Palacio de Justicia de Bruselas en la antigua colina del patíbulo, nadie que estuviera en su sano juicio podría afirmar que le gustase. En el mejor de los casos, se admiraba, y en esa admiración había ya una forma de espanto porque de algún modo sabíamos naturalmente que los edificios que crecen hasta lo desmesurado arrojan ya la sombra de su destrucción y han sido concebidos desde el principio con vistas a su existencia ulterior como ruinas...-

:: Austerlitz de W. G. Sebald (2001).-